jueves, 8 de noviembre de 2007

DÍAS DE LUZ. Caminos extraños.

Estos días están siendo luminosamente raros. El otoño se resiste a entrar con fuerza. Me despierto mucho antes del amanecer con la cabeza llena de sueños y el pecho lleno de gozo, pese a la nube de duda que me cubre la frente.

Resulta que un amigo ateo muy lúcido me ha dicho hoy que soy profundamente religioso. Me ha dejado KO y rumiando, rumiando.

Hoy ha nacido el hijo de Ayoub. La semana que viene tengo fiesta en Marruecos.

Hoy otro amigo me ha dicho que le ha pegado patadas a una puerta al sentir que estaba desaprovechando su talento.

Hoy me he lanzado a la aventura tras comprender que debo tener fé en mi mismo.

4 comentarios:

Lucía dijo...

eso está bien ;) ahora solo hace falta que tengas fe también en tu creador.

Sergio dijo...

es que no se porque dices que eres ateo, cuando siempre has sido religioso

los unicos ateos de casa somos michel y yo, que siempre nos han puteado por eso :D

Jaime Noguera dijo...

Llegó mi hermano y habló.
:)

Lucía dijo...

jajaja! muy bueno sergio ;)