lunes, 8 de septiembre de 2008

LE LLAMABAN "CHE"


Ayer disfruté como un mono con trompeta viendo Che. El argentino, de Steven Sodebergh.

Pese a las críticas que le llegan desde algunos foros nada objetivos, como película me ha parecido redonda. Teniendo en cuenta, claro, que es la primera parte de un díptico fílmico. Habrá que ver la segunda entrega para emitir un juicio sobre este ambicioso proyecto que trata la vida de uno de los más admirados y controvertidos revolucionarios del siglo pasado.

En la peli hay acción, mucha acción, emoción, intriga, dolor de barriga. Ahora sí, si no teneis ni P idea de la historia de la Guerra Fría o de Latinoámerica, es más difícil que la disfruteis.

Y aunque algunos digan que se parece a Chiquito, me encantó el trabajo del actor que interpreta a Fidel Castro.

8 comentarios:

Stultifer dijo...

Me fascina ver la capacidad que tienes de aprovechar el tiempo. O tu reloj tiene 30 horas al día. A mi no me da tiempo de hacer tantas cosas. Hace más de tres meses que no voy al cine, y a las películas que quiero ir, tú me las cuentas...

Lucía dijo...

bueno, bueno... tanta acción tampoco eh?? En ciertas partes era lentita..
Pero a mí me encantó!!!

Lo mejor de todo las partes cómicas ;) que pechá de reir

Niri dijo...

Es buenísima, por favor!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!
Que saquen ya la doooossssssssssssss!!!!!!!!!!!!!!!
No hay más comentarios que añadir.
=)

Thiago dijo...

Aun no he ido al cine después del verano, tengo que ponerme al día. Han publicitado esta peli hasta la nausea, igual que hicieron con el cartel del che.

Es muy curiosa esta figura de un personaje tan controvertido y un guerrillero y que bien asimilado ha sido por la cultura occidental.

bezos.

sixjanvier dijo...

Una palabra no dice nada
y al mismo tiempo lo esconde todo
igual que el viento que esconde el agua
como las flores que esconde el lodo.

Una mirada no dice nada
y al mismo tiempo lo dice todo
como la lluvia sobre tu cara
o el viejo mapa de algún tesoro.

Una verdad no dice nada
y al mismo tiempo lo esconde todo
como una hoguera que no se apaga
como una piedra que nace polvo.

Si un día me faltas no seré nada
y al mismo tiempo lo seré todo
porque en tus ojos están mis alas
y está la orilla donde me ahogo,
porque en tus ojos están mis alas
y está la orilla donde me ahogo.

sixjanvier dijo...

Aprendimos a quererte
desde la histórica altura
donde el sol de tu bravura
le puso un cerco a la muerte.

Aquí se queda la clara,
la entrañable transparencia,
de tu querida presencia
Comandante Che Guevara.

Tu mano gloriosa y fuerte
sobre la historia dispara
cuando todo Santa Clara
se despierta para verte.

Aquí se queda la clara,
la entrañable transparencia,
de tu querida presencia
Comandante Che Guevara.

Vienes quemando la brisa
con soles de primavera
para plantar la bandera
con la luz de tu sonrisa.

Aquí se queda la clara,
la entrañable transparencia,
de tu querida presencia
Comandante Che Guevara.

Tu amor revolucionario
te conduce a nueva empresa
donde esperan la firmeza
de tu brazo libertario.

Aquí se queda la clara,
la entrañable transparencia,
de tu querida presencia
Comandante Che Guevara.

Seguiremos adelante
como junto a ti seguimos
y con Fidel te decimos:
hasta siempre Comandante.

Aquí se queda la clara,
la entrañable transparencia,
de tu querida presencia
Comandante Che Guevara.

(Carlos Puebla, 1965)

Stultifer dijo...

NIRI, aquí añadiremos los comentarios que queramos.

Mira, te han colocado una poesía.

Niri dijo...

me han colocado dos y un comentario,
desde luego..
que poco me hago respetar...
me parece que aquí solo corta el bacalao el sr.noguera